Miel y Diabetes: ¿Si o no?

La miel y la diabetes

La diabetes es una enfermedad muy conocida y lamentablemente, padecida por muchos pacientes. Esta enfermedad suele darse cuando el nivel de glucosa en sangre, (también conocido como nivel de azúcar en sangre) es demasiado alto. Sin embargo, la glucosa es la principal fuente de energía del cuerpo, y proviene de diversos alimentos. La insulina, quién es la encargada de que la glucosa sea absorbida por las células y poder luego, transformarla en energía .

Medidor de insulina. miel y diabetes.

Cuando el cuerpo no produce suficiente o directamente no produce insulina, genera la acumulacion exsesiva de glucosa, y lleva a corto o largo plazo, a sufrir diabetes.

Si bien es una enfermedad que no tiene cura, hay ciertas medidas que pueden tomar los diabéticos para tener una mejor calidad de vida.

¿Qué problemas de salud pueden tener las personas con diabetes?


Con el tiempo, los niveles altos de glucosa en la sangre causan problemas como:

enfermedades del corazón
accidentes cerebrovasculares
enfermedades de los riñones
problemas de los ojos
enfermedades dentales
lesiones en los nervios
problemas de los pies

MIEL Y DIABETES: ¿SI O NO?

Miel Apidelta. La mejor calidad en mieles. Miel tipificada de Acacia

Si le preguntamos a cualquier médico, la respuesta sería: no.

Analizando un poco más a fondo, la miel está compuesta principalmente por agua, fructuosa, sacarosa y glucosa. En el caso de la fructuosa y la glucosa, pasan directamente al torrente sanguíneo, subiendo así los niveles de azúcar en sangre.

Ahora bien, existen varios tipos de diabetes. Si tu enfermedad está controlada por médicos y debidamente tratada, no habría problema en que consumas miel de manera esporádica, de vez en cuando, en cantidades menores.

También existe la hipoglucemia, que es un tipo de diabetes donde los niveles de azúcar están por debajo de lo normal. En estos casos, cuando aparece el bajón de azúcar, si es apropiado recurrir al consumo de una pequeña cantidad de miel para elevar los valores.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *